Edificaciones Patrimoniales

Palacio Federal Legislativo

Es la sede de la Asamblea Nacional. Este edificio está construido en las inmediaciones de la Plaza Bolívar, donde en el pasado funcionó el convento de las monjas concepcionistas. El presidente Antonio Guzmán Blanco decretó la construcción de esta edificación, para que funcionara como sede de los poderes públicos. La obra se inició en 1872, participaron profesionales de la ingeniería y arquitectura de gran renombre para la época como los ingenieros Luciano Urdaneta, Roberto García y el arquitecto Juan Hurtado Manrique. El conjunto está conformado por dos volúmenes de planta rectangular, conectados por dos cuerpos secundarios de menor altura, colocados perpendicularmente a los anteriores. Esta disposición conforma en el área central un patio rectangular, donde se ubica una fuente central de hierro con jardinesa su alrededor.

El Palacio Federal Legislativo en sí es un complejo de dos edificaciones de estilo neoclásico que alberga dos instituciones de la vida democrática del país, construidas en años diferentes: el Palacio Legislativo y el Palacio Federal. El primero fue construido en 1873 por el arquitecto Luciano Urdaneta, fue sede del Congreso desde 1958 y desde el año 2000 es sede de la Asamblea Nacional. La fachada principal del Palacio Legislativo es de composición simétrica, enfatizada en el centro por un pórtico con frontón triangularen el que destaca un bajo relieve de los bustos de Simón Bolívar y Antonio Guzmán Blanco.

En cuanto al edificio del Palacio Federal fue terminado de construir en 1877. La fachada principal del Palacio Federal presenta un mayor juego de volúmenes, luces y sombras. Presenta tres pórticos con una serie de columnas cada uno, cuyo pórtico central es de forma curvilínea con dos cariátides en su frente, alegorías de la Justicia y la Libertad. El edificio también alberga una muestra de obras pictóricas representativas de importantes artistas venezolanos del siglo XIX y principios del XX, como Tovar y Tovar, Antonio Herrera Toro, Tito Salas, Pedro Centeno Vallenilla y Emilio J. Maury, entre otros.

En su interior se localizan tres salones: el central tiene forma elíptica, de allí deriva su nombre de Salón Elíptico, y en sus extremos están los salones de los Escudos y Tríptico. El Salón Elíptico –conformado por tres salones menores: amarillo, azul y rojo– presenta una cubierta en forma de cúpula ovoidal, cuyo plafón contiene el lienzo alegórico a la Batalla de Carabobo, elaborado por el pintor Martín Tovar y Tovar. También se resguarda en este salón, desde el año 1911, el Libro de Actas del Congreso Constituyente de 1811-1812, con la versión manuscrita del Acta de la Independencia de Venezuela.

El conjunto arquitectónico fue declarado Monumento Histórico Nacional el 22 de agosto de 1997.